LA NAVE LATERAL NORTE.

Como ya hemos dicho con anterioridad esta nave fue añadida a la central a finales del s. XIX tras el terremoto de 1.884.

Vemos expuesta, en la foto, en unas andas a la Virgen del Carmen para salir en procesión junto a San José el día de la Candelaria (ceremonia que comentaremos más adelante); y precisamente lo va a hacer andando por el arco en donde estaba la primitiva entrada a la iglesia bajando unos escalones.

A esta Virgen la llamamos los paduleños la Virgen "callejera" porque es la imagen que más pasea en procesiones: En la fiesta yaz comentada, en la procesión de los "Júas", en la del 26 de diciembre conmemorando que nos libró de los terremotos de 1.884 (por ello también se le llama la Virgen de los terremotos) y en la marcha campesina o "Rogativas para pedir agua". La acompañaban en este paseo el profeta Elias y el obispo Zacarías. Para esta ocasión tiene la Virgen del Carmen un manto azul, como el del cielo, El pueblo iba cantando el siguiente romancillo cuya música y letra parecen ser de autor paduleño:

Virgen de la Piedra,
Madre del Carmelo,
Envíanos agua
Rocío del cielo.
Para los triguitos
Que están chiquititos;
Para las cebadas
Que se críen granadas;
Para el centeno
Que se críe bueno;
Para los garbanzos
Que se críen mansos;
Para la habichuela
Que se críe buena.
¡Madre mía, agua, agua, agua... !

Justo detrás de la foto de esta Virgen se encuentra una de las joyas del templo: El retablo y altar de San Francisco del que hablaremos en detalle, más adelante.